Authentication - Register

Complete the form below to create your account

This will be your public name in the community
We need this to keep you informed about your account

Mandatory data for replying to your request.

Why you'll love MyOlympus

All members get access to exclusive benefits:

  • Member community
  • Register products
  • Extended warranty
  • Monthly newsletter

Filmando con la E-M1X

Cuando Olympus me pidió que filmara la campaña para la próxima cámara OM-D E-M1X, no podría haber estado más emocionado.

Mi Olympus ha sido mi cámara de confianza en los últimos años, e incluso me ayudó a desarrollar mi estilo cinematográfico. Incluso sin trípode, es estable y produce imágenes cinematográficas en ubicaciones extremas. Algunos de mis trabajos realizados con cámaras Olympus se han proyectado en cines de todo el mundo.

Hace tan solo diez años, este tipo de grabación resultaba bastante complicada. Tenía que elegir entre llevar a lugares remotos un equipo demasiado amplio, lo que repercutía en no conseguir el disparo deseado debido a la dificultad que suponía tener que sacar y montar el voluminoso equipo; o bien trabajar con un equipo más ligero, pero que afectaba negativamente a la calidad del resultado.

Olympus ha encontrado el punto medio perfecto. Cuando se aproximaba el lanzamiento de una versión mejorada de mi actual herramienta favorita, la OM-D E-M1 Mark II, y me ofrecieron que fuera uno de los primeros en probarla, es obvio que no pude contener la emoción. Y no me decepcionó. Para una parte de la campaña, elegimos un destino realmente difícil: las tormentas de arena, el barro, la acción y la velocidad de los deportes de motor, todo en un solo día de sesión en una zona que nos supuso 48 intensas horas de viaje para llegar. Bienvenidos al desierto marroquí del Sáhara.

Este proyecto fue el ejemplo perfecto de lo que se puede lograr con un disparo cinematográfico en movimiento de alta calidad usando las herramientas adecuadas.

Si hubiéramos tenido que utilizar trípodes, cardanes, estabilizadores, grúas o plataformas, nunca habríamos sido tan productivos. Cuanto más equipo lleves, más tiempo pasarás configurándolo y resolviendo los problemas de montaje, sin contar con el derroche de tiempo y de disparos. Sin embargo, al poder llevar simplemente la OM-D E-M1X con un par de objetivos M.Zuiko PRO, pude capturar todo el proyecto en un solo día. Yo solo. Hace unos años esto hubiera sido algo completamente inimaginable.

Para la OM-D E-M1X, Olympus ha desarrollado su propio perfil LOG que aumenta el rango dinámico y proporciona una imagen mucho más plana para trabajar en la posproducción.
Para la entrevista con el fotógrafo de deportes de acción Fernando Marmolejo, nos encontramos con la situación de iluminación más desafiante: El inclemente sol marroquí se proyectaba sobre los edificios y las dunas en el fondo. Decidí colocar a Fernando en la sombra para evitar reflejos poco favorecedores en su rostro. De esta forma, se creó una escena de alto contraste. Y, sin embargo, con el perfil LOG y la potencia de procesamiento adicional de la OM-D E-M1X, pude retener todos los detalles en mi escena. De nuevo, un resultado inimaginable.

Para varias escenas de acción, Fernando corría hacia mí a través de una tormenta de arena mientras yo caminaba hacia atrás para mantener el encuadre. Gracias al enfoque automático continuo (C-AF) notablemente mejorado de la OM-D E-M1X, no tuve que preocuparme. Mientras corría hacia atrás con el sujeto en movimiento y la cámara en la mano, Fernando permanecía enfocado y definido en todo momento.

En otra ocasión, nos cubrimos totalmente de barro. Nunca tuve que preocuparme ni un segundo por la cámara. La resistencia y el excelente sellado impermeable de Olympus han sobrepasado los límites en la OM-D E-M1X y, combinada con los objetivos M.Zuiko PRO, esta cámara es un tanque indestructible.

Cuando se trata de filmar a un fotógrafo de deportes de acción, todo debe funcionar a la perfección. No solo dependes de que el atleta clave el momento y la ejecución de la acción en el lugar correcto; mi sujeto, Fernando, tuvo que anticipar el disparo completo y adaptarse en consecuencia. Además de eso, lo estaba filmando en el proceso y gestionando mi propia composición, enfoque y movimiento de la cámara al mismo tiempo que la acción. Probablemente, el tipo de disparo más complejo que me han encargado.

Pero la OM-D E-M1X lo consiguió sin problemas. Nunca se interpuso ni arruinó una toma, lo que me permitió concentrarme completamente en realizar mi trabajo.

Con la OM-D E-M1X, Olympus realmente ha mejorado el juego en todos los niveles. Aunque estoy costumbrado a grandes resultados con las cámaras Olympus, logran ser completamente revolucionarias en ergonomía y manejo. Fue sorprendentemente fácil de usar y, aún así, me proporcionó resultados que nunca creí posibles. Gracias a la estabilización de alto nivel, la hermosa imagen 4K y el sellado impermeable, no podría elegir mejor cámara para disparos en movimiento para la filmación de documentales.

Estoy deseando probarla en proyectos de acción extrema.

Ver la revisión completa aquí (en inglés):